Julietamesser’s Weblog

Archive for October 2010

ENSUEÑO DE AMALIA

¿Y las cartas Amalia? En una. Estoy en el polo. Tengo frío y sueño. Sueño en cómic. Todo cortado. Se mezclan. Como aquel fragmento de Andre Gidé. ¿Cuál? Ese tía. Tengo la cabeza llena de cruzamientos, de camaleopardos. Y de repente el primero, porque escribo ese porque tengo hambre. ¿Qué?

MENÚ LITERAL

Niña:-Bueno, yo quiero un café La Virginia Woolf

Niño de al lado: -A mí traéme una MilaneSábato por favor.

Moza pensativa: -Lo bueno es que después la propina de la chica es en libra esterlina.

¿Y vos de dónde sacás todas esas cosas? No sé tía. Pero hay más. Desde que me fui a comprar esa máscara se me ocurren más. Sueño en cómic. Todo cortado. Se mezclan. Como aquel fragmento de Niels Bohr. ¿Cuál? Ese tía. Incluso creo que pienso en ello, y me divido en una secuencia retrogresiva de “Yoes” que se estudian entre sí. No sé en qué “Yo” detenerme como el actual, y en el momento en que me detengo en uno, siempre hay por supuesto un “Yo” que se detiene en ese punto. Me siento confuso y mareado, como si estuviera mirando hacia abajo a un abismo sin fondo, y mis reflexiones dan como resultado final un terrible dolor de cabeza.

 

¿Y entonces, Amalia? ¿Seguís soñando en cómic o te transmutás?

Sigo en cómic. A ver.

 

EL SER Y LA NADA

Niña: -¿Y, que hacías?

Niño de al lado: -Leía “La náusea”

Niña: -Ah sí, si no lees “La náusea” no existís, no existís.

 

La tía: -Bueno Amalia. Pero vas avanzando hacia el existencialismo. Vas bien. ¿Y tu autoestima? ¿Te hacés cargo de ti misma?

Amalia: -Mnn…

La tía: -Bueno acá vamos a hacer un juego

Amalia: -¿Qué? ¿Una autoestima lúdica?

La tía: -Algo así

Amalia: -Yo tengo escrito y soñado en cómic eso también

La tía: -Me imaginaba

Amalia: -Pero vos no vas a entender lo enrevesado que es

La tía: -No es mi intención que te sientas sola en la subjetividad

Amalia: -Bueno, ¿te muestro?

La tía: -A ver

 

DGI O REPLANTEO DEL ABSURDO

Niña mirando el edificio de la DGI

Niña: -Es absurdo, todo este papelerío es absurdo.

Niña pensativa: -Pero… ¿y si quieren decirme que no debo evadirme más de mí misma?

La tía: -Bueno Amalia, vas bien. El primer paso para reconocer que nos estamos evadiendo es reconocer el problema. O sea, vos agarrás el problemita y lo mirás de  todos los costados. Te haces cargo. Te tomás un Té. Te venís a mi consultorio. Me abonás el honorario correspondiente. Te sentás. Te agarro tu carnet de la obra social. Aunque en realidad lo hace mi secretaria. La saludás. Le decís Buen día. Vengo por la Licenciada tal. Ella te va a derivar porque las tías no atendemos a sobrinas. Vos te enojás porque perdés el tiempo. Te sentás en la sala de espera y te vas imaginando o soñando otro cómic si querés. Empezamos a leer a otros autores y en ese momento de tanto leer nos damos cuenta de que tu mente y la mía están demasiado cansadas para comprender algo por sí mismas entonces pedimos un helado de menta para variar un poco las letras. Ahí nos sentamos con las cucharitas (para helado, no para yogur) y releemos algo hiper interesante sobre Stefan Szuman.

 

El hombre que

Escribe

Piensa de forma distinta

Cuando escribe

Que cuando habla

Entre otras cosas

Escribe más lento

Que habla

La frase escrita

Tiene tiempo de madurar

Tranquilamente en

Nuestra Mente.

 

Amalia: -Muy bien tía, la mente es un lío.

La tía: -Sí.

La otra: ¿Y esta quién es? Amalia qué hacés acá. Te dije que tenías que ir a comprarle algo a tu papá al Once. ¿No te acordaste?

Amalia: -No, no me acordé. ¿Me lo mandaste por carta? Ella es mi tía.

La otra: -¿Es una invitada? ¿O está equivocada?

Amalia: -Es mi tía

La otra: -Bueno Amalia, dale vamos.

Amalia: -Estoy en el consultorio

La otra: -Cuántas veces te dije que no vayas a consultorios con peces. Después soñás.

Amalia: -En cómic

 

Es que  yo me había sentado a estudiar a los griegos y los romanos. Pero era muy difícil. Entonces volví a ponerme a soñar. Y me salió otro más. Me dijeron es tipo Mafalda. Mirá.

LINGÜSTICA PARA PARA PRINCIPIANTES

La mamá de Marticinto le enseña a hablar: -¡Decí papá, decí papá!

Martincito intetando hablar: -Paaaohdsta

Martincito intentndo hablar: -¡Papá!

Niña pensativa: -Tanto lío para hablar y nadie le dijo que después se va a tener que callar tanto…

La otra: -Muy bien Amalia. Despertáte dale que llegamos al otro lugar.

Amalia: -Pero…

La otra: -Dale Amalia, agarrá los pececitos y los cómics y la tía y el gato y… los del dibujo y vamos.

 

Encontré mi biografía teatral en Red teatral, estas son las obras en las que participé. Y actualmente ensayo ÓPERA PÁNICA de Alejandro Jodorowsky en el Teatro Timbre 4.

-“Coreografía de Mambo Number Five” Composición coreográfica. Teatro Río Plateado. Dir. Hugo Midón

-“Sueño de una noche de verano” de William Shakespeare. Personaje: Egea. Teatro Andamio 90. Dir. Darío Luchetta

-“Blancacienta una historia truculenta” de Darío Luchetta. Personaje: Reina Madre. Teatro Andamio 90. Dir. Darío Luchetta.

-“El médico a palos” de Moliere. Personaje: Gina. Teatro Andamio 90. Dir. Fabiana Mozota

-“Las avispas, Las nubes” de Aristófanes. Personaje: Artesana. Teatro Andamio 90. Dir. Fabiana Mozota

-“Tres Hermanas” de Anton Chejov. Personaje: Olga. Espacio Teatral El Hormiguero. Dir. Ignacio Rodriguez de Anca

-“A puerta cerrada” de Jean Paul Sartre. Personaje: Inés. Espacio Teatral El Hormiguero. Dir. Ignacio Rodriguez de Anca

-“A-torados de amor” Personaje: Socia. Centro Cultural Borges. Dir. Romina Sznaider.

-“Actriz, musical cicatriz”. Asistente de dirección. Espacio Teatral Barrabás. Dir. Diego González.

-“No la dejes morir adentro”. Personaje: Gloria. Club del bufón.

VARIEDAD DE VARIEDADES

Reseña de “Rachas”, by Berliac.

El escritor ruso Antón Páblovich Chéjov decía que la brevedad es hermana del talento, es decir, en “Rachas” no necesitamos una gran cantidad de texto ni de artificios para poder disfrutar de estas cuatro historias que nos presenta el volumen editado recientemente por Editorial La Pinta. Si el término heptalogía, que representa una saga en dónde siete entregas construyen el trabajo literario de un autor, es algo que ya podemos considerar fuera de moda. ¿Quién tiene tiempo en esta vida de la posmodernidad de leer capítulos enteros como los de Proust en “En busca del tiempo perdido”?. La vida contemporánea, su rapidez y urgencia forma sin duda lectores nuevos, que sin dejar de lado los matices de un trabajo de expresión literaria buscan una lectura más ágil sin perder las características atractivas de una historia bien contada. El estudioso en Historia del Arte, Eduard I Carbonell mencionaba en alguno de sus libros que el arte suele adelantarse a la historia muchas veces o que suele ser un reflejo del momento actual, así contaba por ejemplo como el Guernica de Picasso había sido pintado en 1937 presagiando los conflictos de la Guerra Civil Española. Como una clara anticipación y reflejo de la realidad que se presentaba. Quiero arrancar esta reseña, que humildemente me han dejado escribir, tratando de pensar cómo la literatura de hoy tiene una urgencia y a la vez no por ser urgente sigue trabajando en matices artísticos de alta calidad, en texto y en dibujo, en formato y en extensión, en precisión y en calidad. Utilizo el pleonasmo “Variedad de Variedades” para describir los acontecimientos que podemos leer a lo largo del ejemplar de “Rachas”. Percanta, Matrioshka, La siega, Return Ticket son las cuatro historias que nos ofrece su autor: Berliac. Respecto a Percanta personalmente me interesa cómo el autor une las características de una historia impregnada de tango con alusiones al policial, ciertos elementos de suspenso. El suspenso como recurso narrativo está presente pero también con un aire de cierto romanticismo especialmente marcado en los instrumentos de los músicos y la bella imagen de la bailarina en cajita, que el autor muestra en un cuadro especial en primer plano para resaltar su belleza. La revelación epifánica en el final también está trabajada con otro cuadrito del instrumento principal, símbolo de esta historia: el bandoneón. Matrioshka nos ofrece el recurso metaliterario de la historia dentro de la historia, que como nos aclara el autor no es nada nuevo. Particularmente el final es de gran valor artístico y altamente posmoderno en lo que se refiere a las técnicas de patchwork, el último cuadrito me sugiere la idea de final abierto, el hueco que deja ese balcón, es una idea de que el lector se convierta en activo, que con su interpretación llene el relato. La siega nos sumerge en un universo de intrigas y vemos claramente como el autor rinde homenaje, por ejemplo a Van Gogh, su famoso cuadro “Café nocturno en Arlés” está presente en esta historia, así como también los conceptos del autor acerca de la vida nómade del artista “El artista no necesita hogar, necesita ideas” reza uno de los personajes. De esta historia destaco personalmente la agilidad, rapidez de cómo fluyen los acontecimientos. Concluyendo en Return Ticket nos encontramos con una historia entre el capitalismo actual, las grandes ciudades y la codicia. Es interesante el planteo del autor en tercera persona, el distanciamiento que se propone en esta última instancia está más marcado que en las anteriores, o más que nada, mezclado, juega entre indicar las acciones del protagonista, y a su vez, darle voz propia, con el transfondo del primer mundo y sus turbulencias. Recomiendo “Rachas” como ejercicio de lectura y sigo pensando en la frase que alguna vez dijo Julio Cortázar “Los libros van siendo el único lugar de la casa donde todavía se puede estar tranquilo”

Julieta Messer, escritora, librera, actriz, estudiante de la Lic. en Artes Combinadas (Universidad de Buenos Aires), octubre, 2010.


October 2010
M T W T F S S
« Jan   May »
 123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031

Blog Stats

  • 3,635 hits

Juliette pics

More Photos